DPC: Aprobación de la reforma a la Ley Orgánica del poder Judicial

DPC: Aprobación de la reforma a la Ley Orgánica del poder Judicial

En la editorial de Pamela Cerdeira en De Pisa y Corre el tema de hoy es la aprobación de la reforma a la Ley Orgánica del poder Judicial. Acompaña a Pamela Cerdeira de lunes a viernes en DPC por Imagen Televisión a las 8 am junto a Hiram Hurtado.

DPC: aprobación de la reforma a la Ley Orgánica del poder Judicial

Gran escándalo se armó en días recientes con la aprobación de la reforma a la Ley Orgánica del poder Judicial. Esta reforma busca poner orden en distintos rubros, los que más han destacado es el de evitar el nepotismo. Esto quiere decir, esa práctica de contratar a gente, no por su capacidad, sino porque son sus familiares. Que por lo visto es una práctica frecuente en el poder judicial.

Un ratito más

El tema causó revuelo porque un legislador de Morena Ecologista, o sea, del Partido Verde, metió de última hora un transitorio que permite que el ministro presidente de la corte, Arturo Zaldívar, se quede un ratito más en funciones. Así, como, espérame tantito, unos dos años.

La presidencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación dura 4 años, y los ministros no pueden reelegirse para el periodo inmediato.  También daría más tiempo a los integrantes del Consejo de la Judicatura, pero sin duda el del ministro Zaldívar fue el que más llamó la atención. ¿Ustedes se preguntarán, y a mi eso qué me importa? La Suprema Corte de Justicia de la nación es quien tiene la palabra sobre un montón de temas que afectan nuestra vida diaria, fue gracias a la Suprema Corte de Justicia por ejemplo que se estableció que se tenga que legislar para despenalizar la marihuana… ya sé, no ha pasado nada, pero eso es gracias a los legisladores que están…

Entrenando para jugar golf

Le meten velocidad a lo que les conviene y freno a aquello que no sea políticamente rentable, y en es ese caso pidiendo tiempo extra. La Suprema Corte de Justicia tiene la última palabra por ejemplo cuando alguna ley local es anticonstitucional, como por ejemplo aquellos estados en los que prohíben el matrimonio igualitario. Quien ejerza la presidencia de la Corte tiene en sus manos, poder. Por lo tanto, como en todo, el poder debe limitarse y rotarse. Así que este cambio de último momento levantó varias cejas.

Algunas preguntas 

La primera pregunta es ¿para qué lo hicieron? La excusa que dieron fue que obedece a que les dé tiempo de implementar los cambios que echarían a andar con la aprobación de estas reformas. O sea, y ¿los demás no podrían? ¿O es que no están suficientemente interesados en hacer valer la ley? Entre quienes levantaron la mano está la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, quien pidió que “garanticen que la duración de los mandatos se ajuste a lo que dice la constitución”. La Barra Mexicana de Abogados también dijo que esa reserva choca con dos artículos de la constitución y Human Rights Watch. Aunque seguramente levantaron más la ceja los senadores de oposición cuando se dieron cuenta por qué votaron.

Te puede interesar: Reforma a la Ley de Hidrocarburos

Se lavaron las manos

El Consejo de la Judicatura publicó un comunicado diciendo que ellos habían acompañado todo el proceso para la creación de la reforma, pero se lavaron las manos de ese ultimo punto, aunque han insistido en que no se van a pronunciar hasta que termine el proceso legislativo. Porque el asunto no termina aquí, va a la Cámara de Diputados. ¿Qué decidirá la Cámara? Con acceso a tecnología de punta que nos permite ver el futuro, tenemos algo entre una bola de cristal y el espejo de la madrastra de Blanca Nieves. Espejo, espejito, dime ¿Qué resolverá la Cámara de Diputados? ¿Apoyará extender el periodo al frente de la presidencia al ministro Záldivar?

 

¡Gracias! Ahora sabemos qué va a pasar en la Cámara de Diputados. A menos que. a. menos que… el mismo ministro pida que por favor, si le van a hacer regalos, que no sean esos. Se imaginan, de impugnar esta reforma, terminaría en manos de la Suprema Corte de Justicia, ahora sí que sería la máxima expresión de lo que quiere decir, literal, ser juez y parte. Expertos en el tema dicen que aceptarlo sería prácticamente traicionar aquello que ha defendido y por lo que ha trabajado toda su vida, la Constitución. Pero verán, si algo nos han traído estos últimos años, son las salidas menos pensadas, y la corte justamente lo dejó ver cuando encontró una manera de aprobar la pregunta a la consulta para juzgar a los expresidentes, cambiando la pregunta.

Veremos.

Sigue a Pam Cerdeira en Twitter